Se ha encontrado una solución a la calvicie con las operaciones de trasplante capilar, que son aplicaciones estéticas que ofrecen una solución permanente al problema de la calvicie en hombres y mujeres por diversos motivos. La caída del cabello se produce por efecto del envejecimiento, predisposición genética, accidentes o enfermedades. El trasplante capilar ofrece una solución a los problemas psicológicos que se producen debido a las pérdidas estéticas en las personas a causa de la caída del cabello, y todo el mundo puede conseguir la melena exuberante y natural con la que sueña.

Qué es el trasplante capilar

El trasplante capilar es el proceso de tomar semillas de raíces capilares sanas de la zona donde el pelo es denso y transferirlas a la zona calva. El trasplante capilar ofrece una solución natural y permanente al debilitamiento o la calvicie del cabello debidos a la predisposición genética o al efecto del envejecimiento. Durante la operación de trasplante capilar, los folículos pilosos sanos extraídos de la persona se transfieren a la zona calva mediante un procedimiento microquirúrgico. La operación de trasplante capilar es un procedimiento quirúrgico que requiere una planificación y aplicación personalizadas y debe realizarla un médico especialista. Contrariamente a la creencia popular, el trasplante capilar, que no es un procedimiento fácil, no puede lograr el resultado deseado si no se realiza con cuidado.

¿Por qué se hace un trasplante capilar?

El pelo es uno de los accesorios más importantes que completan nuestro aspecto. Debido a la caída del cabello, que es visualmente importante tanto para las mujeres como para los hombres, las personas se sienten psicológicamente infelices y tienen problemas de autoestima. Un cabello sano, natural y fuerte proporciona un aspecto joven y dinámico a la persona. El aspecto de un cabello poco sano, desprendido y escaso hace infelices a las personas y afecta negativamente a su vida social. La solución permanente a esta infelicidad es posible con la operación de trasplante capilar.

Qué es la semilla de la raíz del pelo y el injerto

Cómo se aplica el trasplante capilar

El trasplante capilar es el proceso de recoger semillas de folículos pilosos sanos y colocar estas raíces en la zona calva tras la caída del cabello y la calvicie. Para las personas que no tienen una discapacidad para el trasplante capilar, se realizan previamente los análisis necesarios y se planifica el trasplante capilar. En el marco de la planificación del trasplante capilar, se determina la zona donante y se determina cuántos folículos pilosos se necesitan. El proceso de trasplante capilar consta de dos etapas. La zona donante determinada en la primera fase se anestesia con anestesia local y se recoge el número necesario de semillas de folículos pilosos. La segunda etapa es la transferencia de semillas de folículos pilosos a la zona que se va a trasplantar. En esta fase, se aplica anestesia local en la zona que se va a trasplantar y, a continuación, se abren canales para la colocación de folículos pilosos. Las semillas de folículos pilosos recogidas en los canales abiertos se colocan cuidadosamente. Estas etapas varían en función del método de trasplante capilar aplicado.

Los mejores métodos utilizados en el trasplante capilar

Gracias a los avances tecnológicos y médicos, se han aplicado muchos métodos nuevos de trasplante capilar desde el pasado hasta la actualidad. Los métodos utilizados en el trasplante capilar varían en función del estado del paciente. El grado de caída del cabello de la persona, el tamaño de la zona derramada y la estructura del cuero cabelludo influyen en el método que debe aplicarse. Existen diferencias en los materiales utilizados en los métodos de trasplante capilar y en la duración del proceso de trasplante.

Técnica Fut

La técnica FUT, que se encuentra entre los métodos de trasplante capilar aplicados para ofrecer una solución permanente al trasplante capilar, es el método de trasplante capilar más antiguo. Esta técnica se aplica como procedimiento quirúrgico. Los folículos pilosos se extraen de la zona donante junto con la piel en forma de tira horizontal y se transfieren a la zona calva. El método, que tiene un tiempo de procesamiento más corto en comparación con otros métodos, también tiene un menor coste de procesamiento. Sin embargo, los folículos pilosos tomados como una tira horizontal hacen que queden marcas de puntos tras el proceso de trasplante capilar. La intervención, realizada con anestesia local, dura una media de 4-8 horas.

Técnica Fue

La técnica FUE, que se aplica desde la década de 2000, es uno de los métodos preferidos en el trasplante capilar. La razón por la que la técnica FUE es tan preferida es que el resultado es bastante natural y permanente. Las etapas del trasplante capilar con el método Fue son;

200 en una sesión con la técnica Fue Se pueden recoger de 0 a 5000 injertos. El proceso dura entre 8 y 10 horas, dependiendo del tamaño de la zona. Una de las razones por las que la técnica Fue es tan preferida es que no queda cicatriz tras la intervención.

Técnica Dhi

La DHI, que es una de las técnicas más populares en los últimos tiempos, es especialmente preferida por las mujeres, ya que ofrece la oportunidad de trasplantar pelo sin afeitar. Además del proceso clásico de trasplante cap ilar, en el método de trasplante capilar DHI se utiliza un bolígrafo médico llamado choi especial. Gracias a este bolígrafo, se recogen las semillas de raíces pilosas y se colocan en la zona sin vello aplicando una ligera presión con un bolígrafo especial, sin esperas y sin abrir canales. Transferir el cabello sin esperar garantiza que el proceso de trasplante tenga más éxito. Gracias a la aplicación sin afeitado, que es una de las características más llamativas de la técnica de trasplante capilar DHI, las pacientes con problemas de pérdida de cabello pueden someterse fácilmente a operaciones de trasplante capilar. El trasplante capilar DHI puede durar entre 8 y 12 horas y no deja cicatriz tras la intervención.

Trasplante capilar con células madre

La terapia con células madre, que se utiliza en muchas enfermedades, se ha empleado recientemente en operaciones de trasplante capilar. Las células madre del tejido adiposo extraídas de determinadas partes del cuerpo se separan y se aplican al cabello antes de la operación de trasplante capilar. Gracias a las células madre aplicadas, el cabello se fortalece y aumenta la tasa de éxito de la operación de trasplante capilar.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *